Suscribirse a la Newsletter de Beckmesser

¡No te pierdas ninguna noticia!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Busca las entradas de cada mes

Últimos tuits de Beckmesser

banner-opera-actual-para-beck

Últimas 20 entradas

250X250 EL BARBERILLO DE LAVAPIÉS BANNER
Ibermúsica: traca final
La utilidad de Opera XXI
Por Publicado el: 07/05/2017Categorías: Artículos de Gonzalo Alonso

A bombo y platillo

A bombo y platillo

Marzo y abril son los meses en los cuales la mayoría de las entidades musicales realizan las presentaciones de sus siguientes temporadas. Así hemos conocido en los últimos días las del Covent Garden, Ópera de Viena, Zurich, Munich, Hamburgo, París, etc. y también las sinfónicas. En nuestro país las del Liceo, Real, ABAO, Ibermúsica, CNDM o los más próximos festivales de Santander, Perelada o la Quincena donostiarra.

En toda nueva temporada hay dos aspectos, fondo y forma, el contenido y cómo se da a conocer. Hay quienes simplemente lo hacen en octavillas o anexos en los programas de mano y hay quienes lo hacen a bombo y platillo. La forma permite ver los ánimos de las organizaciones o los cambios de mentalidad que se producen cuando cambia su gestión. También, en ocasiones, se les escapa a los presentadores algún comentario jugoso y así, hace un año, nos enteramos que el CNDM no andaba muy satisfecho con Alicante e imaginamos lo que después acabó sucediendo.

La del CNDM es posiblemente la que más periodistas y políticos reúne. Unos por obligación, no en balde la mano de Antonio Moral se extiende por casi toda la península y supone una ocasión para que los alcaldes se den pompa y otros porque la labia y el entusiasmo de Moral atraen y no defraudan a pesar de la hora larga de perorata. Daniel Bianco se inventó una fórmula que funcionó eficaz y eficientemente, que son dos cosas diferentes, al colocar a la prensa en el escenario del Teatro de la Zarzuela.

Sin embargo en años anteriores -llevan tres ediciones- han sobresalido sobre todas ellas las de la Orquesta y Coro Nacionales, que ha realizado unos espectáculos sin prácticamente parangón en parte alguna del mundo. Llena de público el Auditorio Nacional y ofrece fragmentos de las músicas que sonarán en la temporada apoyados por medios audiovisuales y un relato que Félix Alcaraz pone en escena personalmente de forma brillante. Los asistentes han de verse necesariamente atraídos y con ganas de acudir a escucharlas en su integridad. Pero, una de cal y otra de arena, porque si las cifras sobre su coste, de más de doscientos mil euros, que circulan son ciertas, bien merece una reflexión. Nada que objetar si la OCNE nadase en la abundancia ya que, como se ha expuesto, el espectáculo es brillante, pero este no es el caso. De hecho, y aquí radica uno de los problemas, lo que no puede suceder es se gaste casi todo el presupuesto de comunicación en un solo acto y luego no quede prácticamente nada para promocionar cada concierto semanal o, incluso, vaya en detrimento sustancial de los solistas a contratar. Lo importante es llenar la sala en cada concierto y esto no lo garantiza tirar con pólvora del rey un día, sino la tenacidad e insistencia semana tras semana en la difusión de las actividades. Gonzalo Alonso

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Donacion

banner-liceu-flauta-magica-22

Calendario de conciertos en España

banner-temporada-adda-22-23

calendario de representaciones operísticas por Europa

banner-festival-de-granada-22