Suscribirse a la Newsletter de Beckmesser

¡No te pierdas ninguna noticia!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Busca las entradas de cada mes

Últimos tuits de Beckmesser

banner-opera-actual-para-beck
pancho-flores-valenciaCrítica: Pacho Flores, danzón, merengue y triunfal joropo
Nelson-Goerner-Gergiev-MariinskyCrítica: Gergiev, rusos con artillería pesada
Por Publicado el: 06/02/2022Categorías: En vivo

Crítica: Primer y segundo reparto en ‘La dama de picas’ en el Liceu

LA DAMA DE PICAS /P. I. CHAIKOVSKI)

Primer reparto

Eyvazov un impactante Herman en el Liceo

Yusif Eyvazov, Lukkasz Golinski, Rodion Pogossov, Elena Zaremba, Lianna Haroutounian, David Alegret, Ivo Stanchev, Antoni Lliteres, Mireia Pintó, Gema Goma-Alabert, Marc Sala, Mercedes Gancedo. Dirección musical: Dmitry Jurowski. Dirección de escena: Gilbert Deflo. Gran Teatro del Liceo. 27-I-2022.

Haroutounian-y-Eyvazov.-Dama-de-picas.-Liceu

Haroutounian y Eyvazov. Dama de picas. Liceu © A Bofill

El tenor Yusif Eyvazov demostró que el papel de German de La dama de picas de Chaikovsky es perfecto para lucir sus mejores bazas operísticas. Un personaje complejo, impulsivo y obsesionado en el que el cantante azerbaiyano logró un especial triunfo en el Liceo de Barcelona que recuperaba una exquisita producción propia del flamenco Gilbert Deflo de 1992, ya repuesta en otras dos ocasiones anteriores, para enmarcar de la mejor forma posible este drama romántico de excelente factura musical. Una escenografía de inspirados telones y vestuario a cargo de William Orlandi modernizada con plafones móviles que van reduciendo y enfocando las numerosas escenas de la trama. En un título romántico en el que se entrelazan perfectamente el amor y el juego entre la nobleza y la oficialidad del ejército imperial ruso con escenas de tormenta, fiestas, fantasmas y suicidios.

Excelente resultó la labor de Dmitry Jurowski al frente de la Sinfónica y del Coro del Gran Teatro del Liceo, que supo mantener la tensión y realzar la exquisitez de esta fantástica ópera de Chaikovsky en la que predomina la música de estilo occidental junto a la popular y religiosa de tradición rusa. Un sonido que Jurowski trabajó especialmente a nivel de conjunción y suntuosidad, arropando perfectamente a los numerosos personajes que inciden en la trama.

Eyvazov.-Dama-de-Picas.-Liceu

Eyvazov. Dama de Picas. Liceu (C) Bofil

Al lado del German de Eyvazov estuvo la soprano armenia Lianna Haroutounian, una Lisa que fue ganado enteros a lo largo de la noche para culminar con un tercer acto especialmente emotivo; la artista, de gran proyección canora, de emisión amplia y cuidada en todo el registro, posee sin embargo unos agudos que no siempre lucen perfectos. Especialmente meritoria fue la actuación de la mezzosoprano Elena Zaremba como una muy creíble Condesa, de voz ancha y cálida de un gran nivel expresivo y del barítono ruso Rodion Pogossov como un Príncipe Yeletsky de voz redonda y homogénea, de muy bello timbre y que ofreció de forma excelente el aria más destacada de la ópera, “Ya vas lyublyú”. Muy interesante la labor de la mezzosoprano Lena Belkina como Polina y especialmente en su participación en el intermezzo del segundo acto como Milovzor, con el bello dueto junto a la cuidada Prilepa de Mercedes Gancedo en medio de la cuidada coreografía de Nadejda L. Loujine.

De la labor del Coro liceísta, en sus muchas y destacadas intervenciones características de la ópera rusa, sobresalió especialmente el masculino, al igual que el resto del extenso y cuidado reparto entre los que se encontraban Lukkasz Golinski como Tomsky, Ivo Stanchev como Surin, David Alegret en el papel de Chekalinsky, Mireia Pintó como la Gobernanta o Marc Sala como Maestro de Ceremonias. Un importante éxito gracias al equilibrado reparto, una producción atractiva de la casa y una dirección musical realmente destacable. Fernando Sans Rivère

Segundo reparto

Un modesto reparto para una bella producción

Larissa Diadkova, Irina Churilova, George Oniani, Gevorg Hakobyan, Andrey Zhilikhovsky, Cristina Faus, Antoni Lliteres , David Alegret, Nika Guliashvili, Mireia Pintó, Gemma Coma-Alabert, Marc Sala, Serena Sáenz. 6 de febrero de 2022

Vuelve esta ópera de Tchaikovsky al Liceu de Barcelona, donde se pudo ver por última vez en junio de 2010. Esta reposición del título estaba basada en dos pilares fundamentales. Por un lado, el recuerdo de la bellísima producción de Gilbert Deflo, que se estrenara en este teatro en el año 1992, y por otro lado, el anuncio de la presencia en el reparto de Sondra Radvanovsky, sin duda una de las grandes sopranos de hoy en día y que cuenta con auténticos admiradores en la Ciudad Condal. Lamentablemente, el segundo pilar se ha venido abajo y bien que lo hemos sentido los aficionados.

Se han programado dos repartos, siendo el segundo de ellos el que ahora nos ocupa.

Así pues, el Liceu vuelve a ofrecer en escena la producción de Gilbert Deflo, que tiene ya casi 30 años de vida. La producción, efectivamente, es muy bella y sorprendente. Es una de esas producciones que pertenecen al género de lo que ya no se lleva, lamentablemente.

escena-dama-picas-teatre-liceu

Escena

Esta producción de La Dama de Picas, La Dame de Pique, The Queen of Spades, Pikovaya Dama o como se le quiera llamar, responde a un concepto de gran producción en la línea de un Otto Schenk o un Franco Zeffirelli. Escenografía de gran belleza, acompañada de un bello vestuario, lleno de colorido, debidos tanto uno como otro a William Orlandi. El mayor problema que ofrece la producción es la necesidad de dos intermedios y varias paradas entre escenas, lo que alarga mucho la duración del espectáculo. Me parecen particularmente bien conseguidas las escenas de la muerte de la Condesa en su habitación y la del Puente sobre el río Neva en la gran escena de Lisa. Donde más se resiente la dirección escénica de Gilbert Deflo es en el movimiento de masas y en la propia dirección de actores, que es mejorable. Creo que el Liceu ha hecho muy bien en volver a reponerla.

La dirección musical ha estado encomendada al ruso Dmitri Jurowski, que hacia su presentación en el Liceu. Su dirección ha tenido claros altibajos, siendo su lectura más rutinaria y poco convincente en la primera parte de la ópera, ganado claramente en intensidad y emoción en la segunda parte, a partir de la escena de la muerte de la Condesa. Para mi gusto la mencionada escena y la del suicidio de Lisa fueron lo mejor de su dirección. A sus órdenes estuvo la Orquesta Sinfónica del Liceu, también con algunos altibajos, y el Coro del Liceu, con todos sus componentes cantando con mascarilla, donde ofreció lo mejor la parte masculina en la escena final de la ópera.

En el personaje de Hermann estuvo inicialmente anunciado en este segundo reparto el tenor Martin Muehle, que canceló hace ya unas semanas, siendo sustituido por el tenor georgiano George Oniani, a quien veía por primera vez en escena. Su voz ofrece poco atractivo y tampoco está sobrado de volumen, resultando un intérprete bastante plano en escena, aunque canta de forma adecuada. En suma, de poco interés.

irina-churilova-dama-picas-teatre-liceu

Irina Churilova

La cancelación de Sondra Radvanovsky hizo que Lianne Haroutounian pasara el primer reparto, ocupando su puesto en el segundo la soprano rusa Irina Churilova, que forma parte de la compañía del Teatro Mariinsky de San Petersburgo. La voz tiene calidad y amplitud, aunque no sea extraordinaria, y es una buena cantante. Fue ella lo más destacable de un reparto más bien modesto en general, siendo lo mejor de su actuación su gran escena en el Puente sobre el río Neva.

También en la Condesa hubo cancelación. En este caso por parte de Dolora Zajick, lo que hizo que en este segundo reparto la interpretación corriera a cargo de la mezzo soprano rusa Larissa Diadkova. Como no puede ser de otra manera, se nota en su voz el paso del tiempo, pero hizo una buena interpretación de la vieja Condesa, resultando convincente en escena.

El resto de personajes tiene menos importancia, aunque hay algunos que cuentan con arias de importancia. Entre ellos señalaré al Conde Tomsly y al Príncipe Yeletsky. El primero de ellos era el barítono Gevorg Hakobyan, que volvió a ofrecer su voz amplia y sonora, aunque me resulta un tanto engolada. Dobló como Zlatogor en la Pantomima. Yeletsky fue interpretado por Andrei Zhilikhovsky, que ofreció una voz atractiva y adecuada, sin gran amplitud, siendo su canto algo monótono.

La parte de Polina fue interpretada por la mezzo soprano Cristina Faus, que cumplió perfectamente, con voz atractiva y bien manejada.

escena-dama-picas-teatre-liceu

Escena

El resto de personajes fueron en general bien cubiertos. Lo hizo bien el tenor David Alegret como Tchekalinski. Correcto, Nika Guliashvili como Surin. Buena impresión la dejada por la soprano Serena Sáenz como Prilepa en el precioso dúo que canta. Antoni Lliteres fue Tchaplitski, Mireia Pintó era la Gobernanta, Gemma Coma-Alabert fue Maisha y Marc Sala dio vida al Maestro de Ceremonias.

La representación comenzó puntualmente y tuvo una duración total de 3 horas y 55 minutos, incluyendo dos intermedios y varias paradas entre escenas. Duración musical de 2 horas y 46 minutos. Seis minutos de aplausos. A escena abierta los mayores aplausos fueron para Irina Churilova tras su aria del tercer acto.

El Liceu ofrecía una ocupación algo superior al 70 % de su aforo. El precio de la localidad más cara era de 284 euros, costando la butaca de platea entre 154 y 220 euros. La localidad más barata con visibilidad costaba 44 euros. Parece ser que había un mercado secundario oficial con descuentos importantes.  José M. Irurzun

Fotos: A. Bofill

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Donacion

banners_xarxes_wozzeck_250x250_cast

Calendario de conciertos en España

banner-version-digital-lago-cisnes

calendario de representaciones operísticas por Europa