web analytics

Artículos Relativos

Un Comentario

  1. Mónica Menconi

    He leído temprano todas estas reseñas. Ingrata labor la de los críticos pues la primera representación de cualquier ópera no es del todo válida a mi modesto entender. Más aún cuando estamos hablando del mejor tenor del momento «estrenando» nada menos que Otello (en palabras del maestro Plácido Domingo, escuchadas por mi en su camarin del Kennedy Center hace ya varios años, cantar Otello es casi tan demandante como El Anillo). El artista debe moldear su rol haciéndolo rodar varias veces sobre el escenario, y eso no se logra con mucho ensayo, se logra con funciones….varias…muchas. En cuanto las críticas yo no las veo tan tibias, por el contrario algunas son muuuuy entusiastas (Zachary Woolfe). Tim Ashley para The Guardian es mas cauto pero sin embargo destaca ampliamente la labor de Jonas, salvo por dos momentos que, para él, no estuvieron a la altura de lo esperado. Cara Chanteau para el Independent escribe menos que un resumen pero destaca que Jonas fue de menos a mas para un Otello logrado. Rupert Christiansen para The Telegraph lo elogia abiertamente aunque coincide con su colega Ashley en la ausencia de mayor autoridad en los mismos momentos (cruciales ambos, cierto) y es el único que señala lo más importante: demasiada cautela en el desarrollo del personaje, y marca la necesidad de que irradie una actitud más real, que domine el escenario, que utilice su mirada. En cuanto a la Desdémona de Maria Agresta todos la hallaron muy correcta aunque ninguno se explayó demasiado, lo mismo pasó con el Iago de Vratonga aunque un poquito más vituperado. Pareciera que todos solo tenían ojos y oídos para Kaufmann, menos para el señor Mark Pullinger (Bachtrack) quien dice que Jonas fue superado por la voz de Vratonga ¿¿¿??? Si me tengo que basar en el Scarpia que Vratonga cantó hace menos de 3 semanas en Viena es urgente que yo vea a un médico otorrino. Sí coincide con mi criterio que Jonas debe rodar mucho este personaje todavía y alabó con creces la labor de Pappano, siendo así el único de todos los críticos que consideró maravilloso el rendimiento de la orquesta y su maestro. Me llamó mucho la atención que el resto de los críticos coincidieran en que algo faltó o sobró en el foso bajo la batuta del gran Tony Pappano.

    Responder

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Beckmesser 1992-2004-2012

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad