Suscribirse a la Newsletter de Beckmesser

¡No te pierdas ninguna noticia!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Busca las entradas de cada mes

Últimos tuits de Beckmesser

Últimas 20 entradas

banner-opera-actual-para-beck
gran-teatre-del-liceuEl Teatre del Liceu anuncia el cierre de la temporada 19/20
metropolitan-operaLa limitación de vuelos internacionales podría obstaculizar la temporada 20/21 en Estados Unidos
Por Publicado el: 07/05/2020Categorías: Noticias

Nina Stemme en «La mujer sin sombra», uno de los eventos más esperados

Nina Stemme en La mujer sin sombra de Strauss, uno de los eventos más esperados en la vuelta a la normalidad

La producción del Met para su próxima temporada es uno de los eventos imprescindibles cuando la actividad cultural se reincide

Nina-Stemme

Nina Stemme

Richard Sasanow, periodista en el diario Broadway World, recomienda la próxima producción del Metropolitan Opera de Nueva York sobre La mujer sin sombra de Strauss como uno de los acontecimientos más esperados del panorama lírico cuando los teatros puedan recuperar la normalidad perdida por la crisis del coronavirus.

En ella participarán Yannick Nézet-Séguin y Patrick Furrer como directores, Elza van den Heever como La Emperatriz, Nina Stemme como La Mujer, Klaus Florian Vogt como El Emperador y Michael Volle como Barak.

La ópera se vio por última vez en el Met en 2013, cuando Christine Goerke asumió el papel de La Mujer en una interpretación impecable que relanzó su carrera.

Stemme, excelente en Tristán e Isolda, Elektra o Turandot”, indica Sasanow, “posee una gran voz con extremos suaves, una cualidad que humaniza los personajes que interpreta, en ocasiones muy duros, por lo que su participación en esta producción es de enorme interés”.

En una entrevista, Birgit Nilsson, intérprete de referencia de este papel desde que lo debutó en Estocolmo en 1975, confesó que casi cancela esta representación por no lograr dominar el papel mientras lo estudiaba. A diferencia de otras cantantes, Nilsson empezó por aprenderse la música antes que el personaje: “Para mí la música es lo primero. Empiezo a repetirla sucesivamente y al final, cuando el texto penetra en mí, desarrollo el personaje”, explica. “La música no parecía muy complicada pero mi voz se cansaba más de lo normal y creí que no podría hacerlo. Después de meditarlo mucho, decidí hablar con el director general del teatro para suspender mi participación y me recibió con terribles noticias: Barak había cancelado. Estaba de los nervios, crispado ante la posibilidad de anular la producción, así que en un acto de cobardía, me callé. En vez de volver a casa me quedé en el teatro y ensayé con la orquesta. Para mi sorpresa todos los problemas desaparecieron”. Fue la única vez que Nilsson estuve al borde de cancelar.

Esperemos que el final de la crisis esté cada vez más cerca y sea posible disfrutar de espectáculos tan maravillosos como esta producción.

Más información aquí.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Calendario de conciertos en España

calendario de representaciones operísticas por Europa