Suscribirse a la Newsletter de Beckmesser

¡No te pierdas ninguna noticia!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Busca las entradas de cada mes

Últimos tuits de Beckmesser

banner-opera-actual-para-beck
La Filarmónica de Berlín en Madrid
En torno al maratón Beethoven
Por Publicado el: 24/06/2013Categorías: Artículos de Gonzalo Alonso

El Teatro Real tiene que replantearse muchas cosas

El Teatro Real tiene que replantearse muchas cosas

El Teatro Real celebrará el próximo lunes patronato para aprobar las cuentas de 2012 y otras cuestiones. Debería ser un patronato serio, en el que los patronos exigiesen a Gregorio Marañón explicaciones suficientes del nuevo déficit -nada menos que 2,8 millones de euros- a pesar de haberse comprometido constantemente a que no superaría el medio millón.

Pero hay otras cosas sobre las que reflexionar. No puede ser que todos los responsables de los demás teatros de España con quienes se habla estén indignados con la situación del Real, la que ven como un tremendo agravio comparativo. Ven lo que en él se hace, lo que en él se gasta y cómo se gasta y comparan. A ellos no les sirven las explicaciones de Mortier y Marañón sobre cuestiones como que resulta más barato alquilar una producción que reponerla de los almacenes propios, porque saben que no es así. Tampoco entienden que se puedan programar dos «Wozzeck» con dos producciones diferentes en cinco años, porque no hay teatro en el mundo que lo haga. Caprichos de Mortier admitidos por Marañón. Tampoco entienden que se diga que se reducen los costes de producción y que se vea que también los del personal y se suben los precios de las entradas y sin embargo no para de aumentar el déficit. ¿Dónde está el agujero? Y no comprenden que el Ministerio de Cultura les anime a coproducir y permita que Mortier campe a sus anchas, sin hacer caso a ninguno de ellos, como si no existiesen, sin siquiera presentarse en la red nacional de teatros. Padríamos hablar también del poco afecto que le profesa el público y valga como anécdota que refleja la atmósfera existente el estentóreo y atronador «¡Qué aprenda Mortier!» de un espectador tras la «Heroica» de López Cobos en el maratón de López Cobos. Pero Marañón lo apoya, porque considera que su cargo va indisolublemente unido a un director artístico con quien nunca tuvo la menor capacidad de mando y, quizá, porque le firmó un contrato, en aquella situación desesperada que tuvo tras la espantada de Lissner, de espaldas al Patronato -que jamás lo vió- que se volvería en su contra si hay un cese anticipado.

La clave del déficit está en parte en el hecho de que las entradas no se venden a sus precios teóricos – a esos van a acabar pagándolas los más tontos-  a pesar de ser un teatro con apenas 1500 entradas en una comunidad de seis millones y medio de habitantes. «Wozzeck» ha sido un desastre y para qué hablar del homenaje a Teresa Berganza. No he dejado de recibir ofertas de distintos orígenes del tipo 2 entradas por una de compra. Y de sitios nada dado a las músicas. El propio homenaje no ha sido el que la gran artista se merecía y ha distado mucho de los que se han realizado antes en el mismo teatro a  en la Zarzuela. Largo y provinciano, sin imaginación alguna y con recursos mínimos. ¡Si no ha habido ni un video con adhesiones de compañeros ausentes! ¡Si los mismos presentados de la mezzo no podían ser más pobres! Que no nos diga Marañón que Mortier ha colocado el Real en primera división, porque no es eso lo que se ve. Lo que se ve es la escasa capacidad de convocatoria del director artístico entre los grandes artistas, simplemente porque está peleado con la mayoría de ellos. Para primera división las galas del  Metropolitan. Son otro mundo.

Hay muchas cosas, demasiadas, que no funcionan en el Teatro Real y o se cambian rápido o luego, cuando necesariamente haya que hacerlo, será poniendo mucho más dinero. Señores del Ministerio de Cultura, quedan avisados, porque Comunidad y Ayuntamiento ya saben que se han lavado las manos e incluso en el último patronato del lunes pasado la Comunidad de Madrid avisó de la rebaja futura en su aportación. Llegará un día en que la situación sea insostenible y entonces el señor presidente del Patronato, responsable de todo, dirá que la responsabilidad es de todo el patronato, que ha venido apoyando su gestión por unanimidad. ¿Qué pasrá entonces?

Donacion

Calendario de conciertos en España

banner-temporada-adda-22-23
banner-quincena-donostiarra-22

calendario de representaciones operísticas por Europa

banner-teatro-zarzuela-temporada-22-23